Nevada de chocolate en Suiza

El fallo en el sistema de ventilación de una empresa chocolatera, la causa

28
Pixabay

Quizá previendo que la Navidad podría adelantarse bastante —como hacen los almacenes comerciales—, la compañía Lindt & Sprüngli, con sede en Suiza, provocó una extraordinaria pero agradable nevada artificial… con chocolate.

Los habitantes de Olten, una ciudad y comuna con casi 17 mil habitantes, se despertaron con atractivo aunque desconcertante espectáculo.

La misma empresa chocolatera Lindt & Sprüngli dio a conocer que este fenómeno se debió a que la tarde del martes 18 de agosto se presentó falla en el sistema de ventilación del área refrigerante relacionada con una línea de “nibs (pequeños trozos triturados) de cacao”, indicaron medios locales.

Por ello, las calles, los autos y las casas de Olten estaban tapizados con finas partículas de polvo de cacao.

Sin peligros por el chocolate

Las autoridades de Olten informaron que el fin de semana pasado y a inicios de ésta, se han registrado fuertes vientos en esa zona de Suiza, condición meteorológica que ayudó a que se esparcieran más lejos los trozos de cacao.

La firma chocolatera, en voz de Sara Thallner, casi de inmediato se ofreció pagar la limpieza de los automóviles y calles, y afirmo que las partículas esparcidas eran completamente inofensivas, tanto para la salud humana como para el medio ambiente.

Quizá con tristeza, los habitantes de esta localidad de Suiza recibieron la noticia que el sistema de ventilación ya se reparó, por lo que la nevada de chocolate podría no presentarse más. Tendrían que esperar hasta el invierno para una nevada más, pero esta vez blanca.

 

En Vivo