República Checa sin vértigo: 3 miradores para conocer este país desde las alturas

Esta nación de Europa Central tiene más de 400 miradores

115
Pixabay/Jan Blanicky

La perspectiva que da llegar a República Checa en avión es incomparable. De hecho, arribar desde el aire a cualquier ciudad te da imágenes impresionantes… pero con un poco menos de detalles que si lo hicieras, todo el tiempo que quieras, desde un mirador.

Dicen los habitantes de Bohemia o Moravia, en República Checa, que sus miradores son algunos de los más entrañables y bellos del continente europeo. Y no les falta razón, porque con más de 400 miradores sólo en esas provincias, hay mucho para ver. 

Esperamos que no padezcas vértigo, porque los siguientes 3 destinos deben disfrutarse con una buena dosis de temple, pero con mucho más emoción y placer para conocer la República Checa desde el Olimpo de los visitantes.

El mirador más antiguo de República Checa

En Chequia —como también le llaman algunas de sus autoridades— hay una torre que alguna vez fue una unidad de vigilancia militar, con alta tecnología, que se encargaba de la frontera con Alemania

Hoy es el mirador mirador Poledník, en Šumava —en las regiones de Bohemia Meridional y Plzeň—. Éste, el tercer más alto mirador de la República Checa, tiene una vista privilegiada de los Alpes.

Te puede interesar 5 ciudades del mundo con románticos canales

Si buscas un mirador más romántico, el Minaret, una plataforma situada a 70 metros de altura, es ideal porque esta muy bien conservado pese a que es el más antiguo en territorio checo. Para llegar hasta sus tres pasarelas, deberás conquistar 302 escalones, pero las vistas del parque del palacio Lednice, en Moravia delSur, y del área de Lednice y Valtice son un excelente motivo para subir. 

El punto más alto —aunque artificial— de República Checa es una emisora de TV. Con una altitud de mil 638 metros, la emisora  Praděd, en la ciudad de Jeseníky, es más alta que los mil 603 metros de la montaña Sněžka.

Bohemia del Norte, miradores y hospedaje

Cerca de la ciudad de Liberec, con una emisora que mide 100 metros y se yergue sobre la colina del mismo nombre, se halla el hotel Ještěd, con una fantástica vista de 360º.

El mirador de hierro más antiguoen Bohemia se llama Slovanka, también el Liberec. Desde 1887 este mirador se yergue en las montañas Jizerské hory

Te puede interesar The Chedi, obra de arte del hospedaje en los Alpes suizos

Cerca del pueblo Mikulášovice, a 598 metros de altitud, 138 escalones te conducirán a una vista maravillosa en el mirador Tanečnice (La Bailarina).

El miradero de María es uno de los símbolos actuales de República Checa. Situado en las rocas Jetřichovické stěny, ha funciona como glorieta-mirador por más de 150 años.

Las vistas de Praga

Si ya conoces Praga y no viste miradores, permítenos presentártelos: en la colina de Petřín está uno de los más populares de ese país. Hecho totalmente de hierro, este mirador construido en 1891 es una réplica más pequeña de la Torre de Eiffel, en París.

Otro mirador, esteen la emisora de Žižkov, mide 216 metros de altura. Si bien esta es la dimensión total, el mirador desde donde puedes observar Praga se halla a 93 metros de altura, más que suficiente para deleitarte con el panorama y luego comer en restaurante que está un poco más abajo.

Te puede interesar La escalera del monte Niesen es la más larga del mundo

Historias en video



En Vivo