Riviera Nayarit: descubre 3 de sus playas vírgenes y desconocidas

Vive el encanto de tres rincones apartados de todo ruido, multitudes y complejos turísticos

220
Riviera Nayarit
Foto: Fernando Gutierrez/Unsplash

Considerada la joya del pacífico mexicano, Riviera Nayarit y sus playas se han convertido en los últimos tiempos en los destinos punteros en el país; no es para menos, posee una diversidad de atractivos naturales para vivir la aventura, oferta hotelera de lujo, interesante propuesta wellness, deliciosa gastronomía local e intensa actividad artística-cultural.

Qué decir de las playas que atesora, varias de ellas entre las más tradicionales, populares y visitadas. Pero en este rincón del país se esconden otras maravillas, playas vírgenes que aún son poco exploradas por los turistas, las cuales tiene su propio encanto, que seduce a vibrar su esencia y belleza. Así que te invitamos a descubrirlas, ¡acompáñanos!

Tres playas vírgenes en Riviera Nayarit

Playa Barro 

A 43 kilómetros de Puerto Vallarta se encuentra este solitario arenal que se baña con aguas color esmeralda, de oleaje un tanto fuerte. En sus alrededores se extiende una vasta vegetación que dota de mayor belleza, a uno de los secretos mejor guardados de la Riviera Nayarit

Sin grandes complejos turísticos y a 15 minutos de San Pancho -a través de un sendero selvático de fácil acceso-, este sitio también es considerado como un spa al aire libre, sus bañistas tienen la tradición de untarse en el cuerpo y rostro el barro que hay en su cerro, así que ahora entiendes el por qué de su nombre. 

Te puede interesar: Cerro del Mono, el imponente guardián en Nayarit

Playa de los Muertos – Sayulita

El destino de moda, mejor conocido como Sayulita, no dejará de sorprendernos con sus maravillas. Es el caso de dicha playa que se encuentra cercana a este Pueblo Mágico de Nayarit. Un rincón pequeño y desconocido, que por lo mismo es poco concurrido, ideal para unas vacaciones relajadas.

El paraje está rodeado de vegetación, en una atmósfera tranquila donde reina el silencio, pues su mar color turquesa es tranquilo, de oleaje moderado. Su nombre se debe al cementerio que tienes que atravesar para llegar hasta su encuentro. En este destino no te queda otra más que hacer snorkel, nadar, jugar en su arena y tomar algo refrescante.

Te puede interesar: Disfruta del amor en las paradisiacas playas de Riviera Nayarit

Playa Litibú 

La orilla de su arenal está invadida por la vegetación que rodea al lugar, tan vasta es como solitaria y silenciosa, que sentirás como si estuvieras en una isla desierta. Con más de 2 kilómetros de extensión, puedes recorrer su área a caballo o disfrutar de su espacio para practicar yoga.

En tu camino podrás apreciar algunas residencias, departamentos, restaurantes, así como un campo de golf construido por Greg Norman. Se dice que pronto contará con infraestructura turística, para que sus visitantes puedan disfrutar con mayor placer este destino de la Riviera Nayarit, aunque si prefieres su estado virgen este es el momento para gozarla.

Te puede interesar: ¿Por qué en México se le dice “chela” a la cerveza?

Historias en video



En Vivo