Real de Asientos se vive entre leyendas

Su cementerio llamado Guadalupe se construyó como resultado de una pandemia de gripe en el siglo XVIII

96
Real de Asientos se vive entre leyendas
Claudia Castro/Flickr

Apariciones de monjes, exorcismos, momias y restos humanos entre túneles son parte esencial de tu recorrido por Real de Asientos, el primer destino de Aguascalientes en ser nombrado Pueblo Mágico. Quienes se adentran en sus principales atractivos, aseguran vibrar energías superextrañas.

Pero los eventos paranormales sólo son una probadita de lo que puedes disfrutar en Real de Asientos, que se localiza a una hora y 10 minutos de la capital del estado.

Su relevancia histórica radica en que antiguamente fue una importante localidad minera, vestigios que aún quedan entre sus calles y establecimientos.

Aunque todo en su conjunto crea una atmósfera añeja, sus principales caminos y edificios arquitectónicos se encuentran bien conservados, dejando al descubierto un rostro afable, tranquilo y nostálgico.

Así se mira “Real de los Asientos de Ibarra”, nombre que no usa más pero fue el primero en recibir en 1548, en honor a dos de los cuatro españoles que fundaron este Pueblo Mágico.  

Te puede interesar: Calvillo, Pueblo Mágico de Aguascalientes

Uno de los primeros puntos a visitar en Real de Asientos es la Parroquia de Nuestra Señora de Belén, de estilo neoclásico.

Su icónica imagen, como la tienen casi todos los templos religiosos del país, es el Cristo Articulado, con más de 300 años de antigüedad. De aspecto agonizante, reposa dentro de un féretro de cristal. 

Es aquí donde inicia el tour fuera de lo normal en Real de Asientos, pues resulta que su cuerpo de madera está recubierto con cuero de res y algunas partes como el dientes, cráneo y costillas correspondientes a restos humanos. 

Sí, realmente es sorprendente. Y ya que estás en este edificio, no olvides contemplar o fotografiar la campana del siglo XVII que se trajo desde Europa para Real de Asientos, se dice que es la más vieja en todo Aguascalientes

Te puede interesar: Presa El Jocoqui – Un tesoro en Aguascalientes

Real de Asientos paranormal 

Debajo de la Parroquia de Nuestra Señora de Belén se localizan tres túneles que alcanzan 60 metros de longitud, construidos por chichimecas, así que deben tener aproximadamente unos 300 años de existencia. 

En su interior hay pozos con agua cargada de minerales, que los visitantes han adoptado como fuentes de los deseos.

Pero lo realmente espeluznante es encontrar restos humanos en urnas a lo largo del lugar, que ponen la piel chinita hasta al más escéptico visitante de Real de Asientos

Otro espacio impactante en este mismo recinto es la Pinacoteca de Asientos, un espacio que atesora retablos y lienzos de la época colonial, muchos de éstos de la autoría de Miguel Cabrera, un pintor novohispano y gran exponente del barroco en el virreinato.

Además, posee La Circuncisión del Niño Jesús y el verdadero retrato de la Virgen Santísima de la Tristeza.

Un tesoro más de Real de Asientos es su Santuario de Guadalupe, de cantera rosa. Justo detrás de este monumento arquitectónico se halla el cementerio que lleva el mismo nombre, construido como resultado de una pandemia de gripe en el siglo XVIII.

O sea, aquí no paran los detalles escalofriantes. 

En este cementerio se encuentran los restos de los primeros españoles, los más ricos de Real de Asientos, un lugar que permite la exploración de las catacumbas.

Ahí podrás observar momias y restos humanos separados de ti sólo por un cristal. Sin duda, una postal de miedo, ideal para el imaginario popular: hay quienes aseguran que en punto de las 19:30 horas se dan apariciones de ánimas en pena. 

A sólo 5 minutos de Real de Asientos encontramos el exconvento del Señor del Tepozán, construidos después del hallazgo del Cristo de Tepozán en un árbol que se conoce con este mismo nombre.

Se trata del santo patrono de los mineros. En su interior hay obras de Miguel Cabrera, como los retablos del Vía Crucis.

Es el museo de Real de Asientos, donde se exhiben objetos religiosos, así como de las tribus huachichiles —quienes habitaron parte de los pueblos chichimecas y que están completamente extintas—.

En épocas pasadas fue claustro de los franciscanos, cuyos restos descansan en las catacumbas de este santuario, al igual que de varios mineros. 

En este lugar de Real de Asientos se dice que sus religiosos practicaba flagelaciones, además de exorcismos, así que tu visita estará llena de eventos paranormales y energías extrañas, porque dicen sus guías que no es difícil ver apariciones fantasmales. 

Historias en video



En Vivo