Cadereyta, el Pueblo Mágico del vino, el queso y las bellezas botánicas

Rodeado por la Sierra Gorda queretana, este destino revela escenarios naturales exquisitos que debes descubrir en cuanto las condiciones lo permitan

1143
Cadereyta, el Pueblo Mágico del vino, el queso y las bellezas botánicas
Jonathan Valdez/Flickr

En Cadereyta de Montes las posibilidades son infinitas: aventura, diversión, descanso y sentido del gusto en constante acción. Además, sus escenarios naturales están llenos de atractivos contrastes, que terminan por fascinar el alma de todo buen viajero.

Como el Pueblo Mágico se halla entre las montañas de la Sierra Gorda de Querétaro, ya te imaginarás los bellezas que se manifiestan ante la vista, permitiendo la práctica de ecoturismo.

Así que el primer punto a explorar es la comunidad de Maconí, una paraíso que te acerca a la imponente Cascada Velo de Novia, con una caída vertical de 75 metros de altura.

Te puede interesar: Te presentamos el documental sobre la Ruta Arte, Queso y Vino de Querétaro

Otro de sus grandes atractivos se recorre hacia el sur, donde el clima tiende a ser semidesértico, ideal para el cultivo de vinos y elaboración de quesos. Para hablar de este destino, indiscutiblemente hay que tocar el tema de sus bodegas vinícolas, que forman parte de la Ruta del Queso y el Vino de Querétaro.

En esta travesía, una de las paradas obligadas son las cavas Freixenet, donde se realizan catas de vinos, visitas guiadas por su instalaciones, degustación de sus etiquetas, cursos con su sommelier y maridajes. Asimismo, se ofrecen recorridos por su finca a bordo de un tranvía, carruaje o a caballo

Te puede interesar: Puente de Dios, la belleza de la Sierra Gorda de Querétaro

¿Y en el centro de Cadereyta? 

Su historia se remonta a sus primeros habitantes: comunidades chichimecas, pame y jonace, pero se fundó oficialmente como Villa de Cadereyta en 1640, con la llegada de los españoles. Así que durante un paseo por su Centro Histórico se pueden admirar edificios coloniales como la Parroquia de San Pedro y San Pablo, de cantera roja.

De acuerdo con su cronistas, esta edificación cuenta con influencias barrocas y su construcción se realizó en el siglo XVIII, bajo órdenes franciscanas. A cada paso también se perciben viejas casonas de estilo neoclásico, así como el Palacio Municipal y la Plaza de Armas.

Para disfrutar de todas estas bondades, la mejor época para visitar este destino es durante la vendimia, cuando se celebra el Feria nacional del Queso y el Vino, y su centro es el punto de encuentro de empresas vinícolas que comparten sus conocimientos sobre estas delicias, así como sus productos y una serie de actividades relacionadas con el universo de esta bebida. 

Por último, no hay que perderse la oportunidad de conocer alguno de sus jardines botánicos o viveros. Uno de estos lugares lleva por nombre Jardín Botánico Regional de Cadereyta “Ing. Manuel González Cosío”, donde se realiza un recorrido de 30 minutos, que permite descubrir la riqueza biológica del suelo queretano, donde existen más de 200 familias botánicas.

Historias en video



En Vivo