Muro colonial INAH

INAH descubre muro colonial en la Lagunilla

Arqueólogos del INAH identificaron un muro colonial y un piso prehispánico en la Lagunilla después de haber realizado trabajos de excavación y en México Travel Channel te compartiremos todos los detalles cobre este importante hallazgo, así que, sigue leyendo y entérate de todo.

También te puede interesar: Nuevo hallazgo de 2 palacios mayas en Yucatán, ¡conócelos!

Desde julio de este año, investigadores del INAH habían hecho trabajos en la zona de la Lagunilla donde encontraron una barda, donde destaca un tramo con características diversas, una parte pertenece al periodo prehispánico y la otra a la Colonia.

Muro colonial y piso prehispánico en la Lagunilla

Desde el 25 de julio, el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) reveló el descubrimiento hecho por su equipo de investigadores, mismos que dieron a conocer una pared novohispana la cual aseguran, pertenece a los siglos XVII y XVIII.

El descubrimiento se dio mientras el drenaje era sustituido en la zona de la Lagunilla en la calle Ignacio Comonfort. En ese momento, los investigadores señalaron que la construcción está hecha con piedra de tezontle y basalto; además mide 20 metros de longitud con calzas de 50 centímetros.

Y justo después de esa primera investigación, ahora, los arqueólogos hallaron una segunda parte las cual es un muro colonial y rastros de un piso prehispánico, tras estos estudios, el INAH refiere que la barda conformaba un cabildo.

También te puede interesar: Peña de Bernal, el monolito más alto del mundo: UNAM

Características del nuevo hallazgo en la Lagunilla

La nueva parte descubierta mide aproximadamente 8 metros de longitud y 75 centímetros de ancho. Además, los expertos señalan que pudo haber sufrido modificaciones con el tiempo, o podría ser que se demolió y luego fue reconstruida.

Foto: Instagram/@
contactonoticias_

Este argumento se debe a que, luego de investigar los materiales del hallazgo, del lado norte había arena, tepetate y cal; mientras que el muro original tenía argamasa de arcilla, estuco; además de dos accesos de cantera clausurados. Asimismo, se encontraron materiales de cerámica y un piso de lajas prehispánicas.

La investigación seguirá hasta el 30 de noviembre de este año, ya que el INAH tendrá que revisar a profundidad cada nuevo hallazgo.