Teotihuacán: sociedad cosmopolita e incluyente

Como prueba está la serie de barrios que rodeaban al sitio, habitados por grupos prehispánicos provenientes de diversas culturas.

324
Teotihuacán
Foto: Chepe Nicoli/Pixabay

De acuerdo con la doctora Linda Manzanilla, Teotihuacán albergó a una sociedad cosmopolita y, como prueba de dicha característica, están los barrios multiétnicos que se hallaron en los alrededores de la zona arqueológica.

Durante una conferencia dictada por la arqueóloga, explicó que Teotihuacán era una ciudad incluyente, donde se privilegiaba a los grupos sociales y no a los individuos, donde además no se imponía una regla de comportamiento al recién llegado.

Al contrario, se permitió el desarrollo de diversas identidades, un ejemplo claro, señala la experta en Teotihuacán, se permitió jugar con la pelota usando un bastón o sus cuerpo, dependiendo de su lugar de origen.

También resalta el carácter cosmopolita de Teotihuacán, donde se crearon barrios compuestos por grupos provenientes de distintas regiones de Mesoamérica, por distintas razones. Uno de los fenómenos naturales que provocó la llegada de habitantes de Cholula, a la Ciudad de los Dioses, fue la erupción del volcán Popocatépetl, cerca del año 89 d. C. 

Te puede interesar: FOTOS: La Pila del Rey, la zona arqueológica más impresionante de Nayarit

Teotihuacán, una ciudad sin gobierno

Es así como construyeron santuarios religiosos, que lograron atraer gente de Tlaxcala, Puebla, Oaxaca, Veracruz y Michoacán. De esta manera se fueron consolidando los barrios. Otra prueba de esta la presencia de grupos diversos son los ritos funerarios, los sacrificios humanos y el uso de vestimenta.

Manzanilla, quien es miembro del Colegio Nacional, asegura que Teotihuacán fue habitada por 125 mil personas, pero a diferencia de otras ciudades prehispánicas, sus gobernantes no jugaron un papel fundamental dentro de su sociedad. 

Te puede interesar: Sak Tz’i, el reino maya descubierto por unos tacos de carnitas

El argumento de la especialista es que no existe iconografía visual sobre estos personajes, e incluso,  no se sabe dónde están enterrados. Así que su hipótesis, es que tal vez solo existió una especie de consejo, sin importar quién era encabezaba a la multitud.

“En esta sociedad no importaba quién era gobernante o cómo se llamaba, muy diferente a lo que sucedía en la cultura maya, donde sí era importante el papel del gobernante y lo que éste hacía”, compartió la arqueóloga

Historias en video



En Vivo