Lagos de Moreno: la joya de Los Altos de Jalisco

La arquitectura de este Pueblo Mágico le otorga el reconocimiento de Patrimonio Cultural de la Humanidad

125
Lagos de Moreno Pueblo Mágico
Turismo Lagos de Moreno

La belleza que tanta fama le da al estado no es exclusiva de sus mujeres, en esta tierra hay un destino poco explorado y que seduce por sus encantos. Se conoce como Lagos de Moreno, con una intensa agenda cultural, exclusivas galerías de arte, exquisitos hoteles boutique, haciendas tradicionales y propuestas gastronómicas en incremento.

Pero hay más, porque los palacios que atesora le otorgan mayor hermosura. A minutos de su centro histórico se halla el más representativo de este Pueblo Mágico; es el Templo del Calvario que presume una fachada inspirada en la Basílica de San Pedro, en Roma, de estilo neoclásico. Para llegar hasta su entrada hay que subir por escaleras con pasamanos en cantera. Un monumento que enamora a todo apasionado de la arquitectura.

Mientras se recorre Lagos de Moreno, más se profundiza en su escultural urbanización, las calles son perfectas y seductoras al incorporar edificios como el Teatro Rosas de Moreno, inaugurado en 1907 con la ópera Aída de Verdi, a puro estilo del porfiriato. El trabajo de herrería se destaca en sus puertas y posee balcones de cantera, con capacidad para 600 personas. Es el escenario favorito de los organizadores del Festival Cultural de Marzo.

Pero hay más arquitectura para deleitarse, por ejemplo la Quinta Rincón Gallardo, una mansión de mediados del siglo XIX; la Parroquia de la Asunción, con fachada barroca; el puente Río Lagos, que desde su inaugurado en 1860, la leyenda dice que para sellar tu historia de amor, debes entregarte en un beso profundo y apasionado después de concluir su trayecto.

Lagos de Moreno entre haciendas

Para descubrir el lado más tradicional de Lagos de Moreno hay que realizar un tour por sus haciendas; museos vivientes que son el refugio de objetos de la charrería, que para sus lugareños representan fielmente la identidad de México. Es así como encontramos a 30 minutos del centro la llamada La Labor de Padilla, para descubrir todo lo relacionado al tema, hasta las artesanías elaboradas por los maestros en talabartería.

En su lienzo hay muestra de las suertes charras, para aquellos que gustan del deporte nacional por excelencia. Para quien admira los caballos de raza, aquí también hay una demostración de los que se llegan a criar en este lugar. La experiencia puede concluir con una buena comida y un par de tequilas para la digestión.

Después de una tarde tradicional, Lagos de Morenos invita a visitar sus galerías, cafeterías con atmósfera intelectual, restaurantes con propuesta de autor, pero también con cocina tradicional. Por la noche, hay que gozar de la fiesta que propone su malecón entre bares y espacios para bailar a cualquier ritmo que se toque.

https://secturjal.jalisco.gob.mx/

Historias en video



En Vivo