Centro Cultural Manzanares: ¿qué historia nos cuenta la casa más antigua de la CDMX

Perteneció a una familia indígena adinerada que sobrevivió a la Conquista española

107
Centro Cultural Manzanares: ¿qué historia nos cuenta la casa más antigua de la CDMX
Fideicomiso Centro Histórico de la Ciudad de México/Facebook

Es en el barrio de la Merced, en pleno Centro Histórico de la Ciudad de México, donde aún yace de pie uno de los inmuebles más antiguos, que hoy conocemos como el Centro Cultural Manzanares. Un edificio de paredes impregnadas de anécdotas y sucesos, pero que hoy en día abrigan movimientos artísticos. 

Los cronistas nos cuentan que su construcción es del siglo XVI y que perteneció a una familia pudiente de la época, pero no de españoles, sino de indígenas que sobrevivieron a la Conquista ibérica y, que además, lograron amasar una considerable fortuna.

Pero vayamos más profundo, donde podamos admirar el rostro arquitectónico que conforma al Centro Cultural Manzanares, que nos habla de los materiales usados en aquellos tiempos para darle vida como la piedra, tezontle, cantera y estuco, que hoy en día podemos apreciar entre sus estructuras.

Mismas que fueron remodeladas y rehabilitadas, un proceso que tardó 8 años bajo la batura del Fideicomiso Centro Histórico de la Ciudad de México y el Instituto Nacional de Antropología e Historia, con la intención de abrir talleres artísticos y de oficios para niños y niñas del mero barrios de La Merced, Tepito y Candelaria, aunque extiende su invitación a infantes de toda la capital. 

Te puede interesar: Tour de palacios por el Centro Histórico

 

Centro Cultural Manzanares un legado nacional 

Algo que realmente no deja de sorprender del Centro Cultural Manzanares, es el mantenerse invicto ante la adversidad, pues no solo sobrevivió la transformación de la gran Tenochtitlán a la actual CDMX, también a invasiones, epidemias, inundaciones, terremotos, urbanización y modernidad.

De acuerdo a los especialistas, este inmueble es un ejemplo de la creatividad novohispana, porque mantiene la disposición de viviendas propia de la tradición mesoamericana: 15 cuartos alrededor de un patio. Además de elementos característicos de las construcciones españolas con marcos de cantera en puertas y ventanas. 

Todos estos datos curiosos los sabemos gracias al arquitecto español Juan Benito Artigas, quien se ha dedicado en un defensor de los edificios antiguos, además de investigador, claro está. Precisamente él fue el descubridor de esta vivienda,  en 2010.  

Sin duda, con la transformación de esta vieja casona en un espacio público conocido como Centro Cultural Manzanares, representa un cambio significativo para los vecinos de uno de los barrios más marginados de nuestra ciudad. 

Historias en video



En Vivo