Cañón del Antílope, comunión de rocas y luz en Arizona

Situado en una reserva de la tribu de los Navajos, este lugar te invita a usar tu imaginación y perderte en sus ondulantes formas

230
Cañón del Antílope, comunión de rocas y luz en Arizona
Foto: Erik Dunn/Pixabay

El Cañón del Antílope es uno de los lugares más visitados y fotografiados del mundo: esta formación de roca arenisca y los haces de luz que hospeda conforman uno de los efectos visuales más impactantes que han captado los ojos humanos.

¿Por qué Cañón del Antílope?

Este destino ubicado en el condado de Coconino, en el estado de Arizona (Estados Unidos), tiene ese nombre debido a que sucesivas inundaciones y la acción del viento lo han erosionado durante miles de años, provocando que se formara un desfiladero que diversos animales, especialmente berrendos (antílopes americanos), lo utilizaran para cruzar este pedregoso e irregular terreno de una forma mucho más segura.

El Cañón del Antílope está divido en dos zonas: Superior e Inferior; ambas secciones de piedras calizas miden más de 600 metros de longitud y tiene muros de más de 40 metros de alto.

Podría interesarte: Los Cabos: Wild Canyon, un gran parque de aventura

Lugar sagrado para los navajo

Para los navajo, el Cañón del Antílope es un lugar sagrado que representa la unión con la naturaleza, la armonía, la paz y el amor; de hecho, esta milenaria tribu descubrió esta formación rocosa y por ello, desde 1997, fue declarada Parque Tribal Navajo. Los miembros de esta comunidad son los encargados de cuidar el Cañón del Antílope, así como guiar al turismo.

El Cañón del Antílope es la locación perfecta para fotos de paisaje o retratos; en este sitio los juegos de la luz parecen de otro mundo. Da rienda suelta a tu creatividad y juega con imágenes de las caprichosas aberturas que se forman entre las rocas; esto es la muestra de que la luz y las rocas contienen una belleza palpable y un profundo significado.



Historias en video



En Vivo