Síndrome de Stendhal: Esto pueden experimentar los turistas en Florencia

Si vas a Florencia, Italia deberías conocer cuáles son los síntomas del Síndrome de Stendhal para algunos viajeros

120
síndrome de Stendhal
Foto: Pixabay

Debido a la vasta cantidad de riquezas artísticas en Florencia, algunos viajeros pueden tener el síndrome de Stendhal, una enfermedad  psicosomática que experimentan los turistas al ver dichos vestigios. 

Los turistas pueden experimentar las sensaciones cuando cuentan con un estímulo que las motive, sin embargo, algunos pueden ser más sensibles a ellos, al grado de que la belleza de una obra de arte o paisaje puede causar cosas extrañas e inexplicables. 

Te puede interesar: Australia reabre fronteras en febrero a turistas vacunados

En casos extremos se ha catalogado como síndrome de Stendhal, del viajero o de Florencia, ya que aparentemente tiene que ver con los turistas que experimentan la abundancia de arte en la ciudad. 

¿Cómo se diagnosticó el síndrome de Stendhal? 

El escritor francés  Henri-Marie Beyle, también conocido con el seudónimo de Stendhal, se trasladó hasta la ciudad de Florencia en 1817, al quedar seducido por su belleza y por la estrecha vinculación con los mejores artistas renacentistas. 

Durante su viaje, el escritor visitó la Basílica de la Santa Cruz y dijo experimentar una serie de sensaciones y emociones que, décadas después, serían reconocidas como el cuadro sintomatológico del síndrome de Stendhal.

«Experimentaba una especie de éxtasis por la idea de estar en Florencia… Me sobrecogió una feroz palpitación del corazón… El manantial de la vida se secó dentro de mí, y caminaba con el miedo constante de caer al suelo.»

 

En ese entonces la recurrencia de este tipo de sensaciones, que llegaba a causar mareos, vértigos y desvanecimientos, fue documentada como un caso único en la ciudad de Florencia y no se le acuñó como un síndrome.

Te puede interesar: Inglaterra se despide del cubrebocas en público tras superar ola COVID

Aunque se discute si realmente este trastorno se puede catalogar como tal, pues luego de que se acuñó el nombre de este cuadro clínico como síndrome de Stendhal, varios turistas viajaron a Italia, específicamente a la ciudad toscana de Florencia en aras de ver si experimentaban lo mismo.