Arroz con leche: Sigue la receta mexicana y la historia de este postre clásico

Este postre delicioso llegó a nuestro país a través de la conquista de México, donde adquirió su propia identidad.

315
Arroz con leche
Foto: Jean Pierre Pinochet/Shutterstock.com

Lamentamos decirte que el arroz con leche no surgió de la cocina tradicional de México, resulta que se tienen registros de este postre súper antiguos en Asia, donde se preparaba con leche de coco, azúcar y mango. Una vez que se lograba una consistencia de pudín, se decoraba con rebanadas de dicha fruta. 

Llegó a Francia a mediados del siglo XIII, gracias a los viajes comerciales que se practicaban entre los continentes y fue así como el arroz con leche se sirvió en las mesas de los nobles. Poco a poco se extendió hacia otros países de Europa, hasta llegar a formar parte de la dieta de los pueblos.

Fueron los conquistadores españoles quienes introdujeron este postre en lo que ahora conocemos como Latinoamérica y cada país le dio su propia identidad, en el caso de México se le agregó canela y pasas, aunque la receta se ha ido modificando con el tiempo, pues hay familias que complementan su decoración con frutos secos y endulzan con miel.  

En Francia, el arroz con leche se prepara con caramelo; en Alemania se utilizan manzanas; mientras que en Italia se le pone cáscara de naranja. En Perú se le conoce como arroz zambito y lleva una diversidad de insumos como coco rallado, clavo y mucho más. 

Te puede interesar: Postres y dulces típicos de Puebla

Receta clásica para preparar arroz con leche a la mexicana

Ingredientes:

Una taza de arroz 

Tres tazas de agua

Dos tazas de leche

Dos varitas de canela 

Canela en polvo

Dos cucharadas de miel o azúcar al gusto

Vainilla al gusto

Pasitas

Te puede interesar: Café de olla, creación de las adelitas durante la Revolución Mexicana

Pasos para preparar arroz con leche

1. En un recipiente grande coloca el arroz, una taza de agua y las ramas de canela, una vez incorporado todo cocina a potencia alta durante 5 minutos.

2. Posteriormente se tienen que agregar las dos tazas de leche, junto con la miel o azúcar y antes de que vuelva a hervir, toca su turno a la vainilla, cuya cantidad depende de cada gusto. 

3. Ya que está listo se sirve caliente o frío, junto con una decoración de pasas y canela en polvo, también se le puede incorporar una ramita de canela.

Recetas

Historias en video



En Vivo