Guayacán, el árbol medicinal más hermoso de México

Desafortunadamente es una especie en peligro de desaparecer, si esto ocurre, puede tener un impacto negativo para la biodiversidad.

468
Guayacán árbol endémico Sonora
Foto: AbelDG/Shutterstock.com

A lo largo de América Latina podemos encontrar el árbol que lleva por nombre Guayacán, también denominado por la comunidad científica como guaiacum coulteri. Su flor suele ser amarilla, pero en caso particular del desierto de Sonora, sus pétalos son de color azul casi violeta, así que es una especie endémica de México.

Este destino del país, suele atraer visitantes nacionales y del mundo, para observar el Guayacán durante primavera y verano, cuando inunda de belleza los límites del desierto y semidesierto. Incluso, la ciudad de Hermosillo se adorna con su tonalidad durante los meses de marzo a junio

De acuerdo con los expertos, el Guayacán llega a medir hasta 15 metros de altura e inicia su floración hasta los 8 años. Sus pétalos son abundantes, van cambiando de coloración y tienen forma de estrella. Además, la madera del árbol se puede usar una vez que llega a los 60 años.

Te puede interesara: Peyote: curiosidades que quizá no sabías

El Guayacán con propiedades medicinales 

Aseguran que existen diversas especies polinizadoras que dependen del Guayacán, entre las que destacan las abejas, colibríes, murciélagos, pero sobre todo la kricogonia lyside, mejor conocida como la mariposa del guayacán, que además deposita sus huevos en las hojas, para que sus larvas se alimenten de él al nacer.

Se sabe que este árbol es utilizado por los pueblos originarios de Sonora, como medicina tradicional, razón para ser incluido en su herbolaria para sanar, prevenir o sobrellevar males como la artritis, problemas respiratorios y de la sangre. Pero su uso como tal, se remonta en las comunidades indígenas del siglo XVI, como remedio a enfermedades venéreas, el reumatismo y padecimientos cutáneos. 

Curanderos o médicos tradicionales explican que la parte medicinal es el tronco, del cual se obtiene la resina llamada chúcata y el guayacol, que funcionan como estimulante diaforético, laxante, diurético, purgante, incluso es fuente de antioxidantes. 
Desafortunadamente el Guayacán se encuentra en peligro de extinción, debido al uso excesivo de su madera y como flores ornamentales. Así que la propuesta es fomentar la siembra en zonas urbanas, en espacios públicos y en propiedades privadas.

Historias en video



En Vivo