5 cascadas poco conocidas y hermosas en México

Atrévete a explorar nuevos destinos; estas cascadas son hermosas y poco conocidas.

17
Cascadas poco conocidas
Foto: Instagram/@karykaryalvarez

En México hay cientos de cascadas cuya belleza nos impacta, sin embargo, algunas son más conocidas que otras y curiosamente, la hermosura oculta de las cascadas más desconocidas tienen un encanto especial que vale la pena explorar, ya sea en un viaje familiar o con amigos, pues se trata de lugares que ofrecen más que aguas cristalinas, también gozan de diversa flora y fauna características de cada destino, así como un sin fin atracciones para disfrutar.

Por ello, en México Travel Channel te presentaremos un listado con cinco cascadas poco conocidas en el país, mismas que te guastarán por el gran encanto que guardan.AL mismo tiempo podrás explorarlas y contemplarlas para compartir con más turistas tus experiencias. ¡Seguramente se convertirán en tus sitios de descanso favoritos!

5 cascadas poco conocidas en México

  • Cascada Villa Luz, Tabasco

Este destino se encuentra a poco más de una hora de Villahermosa, específicamente en el municipio tabasqueño de Tacotalpa, el cual alberga un paraíso oculto, se trata de las cascadas de Villa Luz en la reserva ecológica que lleva el mismo nombre. Uno de los rasgos característicos de estas cascadas es el estruendo que hace el agua al caer sobre las rocas, sonido que se contrasta con la tranquilidad de la piscina natural, donde puedes nadar y disfrutar. Sus 70 metros de altura la hacen perfecta para admirarla desde un recorrido en tirolesa, si te atreves, de casi 200 metros.

Villa Luz se encuentra en medio de la jungla, pero Tacotalpa está a solo tres kilómetros del bello Pueblo Mágico de Tapijulapa, lugar donde las aguas esmeraldas de los ríos Oxolotán y Amatán avivan el verdor de la selva tropical. Si quieres ver otra cascada imponente, visita Agua Blanca, cuyo nombre se vincula con el color de su espuma.

  • Cascada El Encanto, Veracruz

Costa Esmeralda funciona como desembocadura del espectacular río Filobobos que entre sus múltiples guarda una impresionante cascada llamada El Encanto, la cual se encuentra en el municipio de Tlacoyapan, a unos 100 kilómetros al norte de Xalapa y a una distancia similar del Pueblo Mágico de Cuetzalan, Puebla.

Para llegar a El Encanto primero necesitarás caminar kilómetro y medio por una vereda bordeada por cerros y árboles tropicales antes de llegar al Filobobos. Desde ese punto, el mejor recorrido se hace en kayak dentro del cauce del río, el cual ofrece enormes experiencias como corrientes rápidas, otras tranquilas, piscinas naturales y caminos de agua entre majestuosas paredes de piedra.

El Encanto cuenta con más de 200 metros de altura y forma parte de en un gigantesco tragaluz, donde los rayos del sol alcanzan las verdes aguas de la cascada para lograr un paisaje de colores contrastantes. Esta cascada es una de las joyas mejor guardadas de Veracruz.  Una vez que hayas sido testigo de la belleza de este destino, en Veracruz también puedes visitar la cascada de Texolo que se encuentra a aproximadamente una hora de distancia.

También te puede interesar: Sinfonía del Mar, el anfiteatro para admirar la belleza de Acapulco

  • Cascadas de Tulimán, Puebla

El Pueblo Mágico de Chignahuapan, Puebla, cuyo nombre en náhuatl significa “Lugar de las nueve aguas» alberga diversos atractivos naturales. Este bello poblado, cercano al popular pueblo de Zacatlán de las Manzanas, además de tener su propia laguna y aguas termales, también cuenta con las Cascadas de Tulimán.

Estas cascadas junto con la cercana Quetzalapan están a medio camino entre Chignahuapan y Zacatlán. Esta zona de Puebla tiene dos Pueblos Mágicos con diversos atractivos como los famosos viajes en globo y las bellas cascadas, perfectas para pasar un fin de semana en contacto con la naturaleza..

La imponencia de las Cascadas de Tulimán consiste en un salto de agua de casi 300 metros divididos en tres niveles. Sin embargo en Tulimán no es posible darse un chapuzón, pero la vista panorámica haciendo senderismo o recorriendo en la tirolesa te hará sorprenderte de las maravillas naturales.

  • Cascadas de Tamasopo, San Luis Potosí

Las Cascadas de Tamasopo son un exótico balneario natural donde toda la familia puede sumergirse en las aguas cristalinas que cuentan con diversas temperaturas. Estas  cascadas tienen entre 15 y 25 metros de altura y son una de las joyas de la Huasteca Potosina, que a menudo recibe menos atención que las más populares como cascadas de Tamul, ubicadas a 50 kilómetros de distancia en carretera desde Tamasopo.

En Tamasopo hay tres cascadas principales cuya corriente se divide en finos hilos de agua para un espectáculo de tranquilidad y armonía. Además, la frondosa vegetación que acoge  a las cascadas brinda su sombra para que sus visitantes puedan disfrutar del paisaje en la frescura de un clima templado.

  • Mil Cascadas, Taxco, Guerrero

Se trata de un rincón de Taxco poco conocido, con una belleza sin igual como las Grutas de Cacahuamilpa y sus misteriosos y enigmáticos cenotes. Por supuesto, visitar Mil Cascadas, Taxco y las Grutas son un plan ideal para escaparse de la CDMX. También son conocidas como Las Granadas, y es un destino apto para el ecoturismo y el turismo de aventuras.

Aquí podrás para acampar, practicar el senderismo y los deportes de montaña. Para añadirle más emoción al viaje, a Mil Cascadas se llega a través de una hacienda abandonada, donde los turistas pueden montan sus tiendas de campaña, y también a través de una cueva formada mediante los mismos fenómenos geológicos que crearon a Cacahuamilpa.

También te puede interesar: Lagos y lagunas en Pueblos Mágicos cercanos a la CDMX

Ahora que sabes de estos destinos maravillosos pero poco conocidos, sólo queda elegir cuál explorarás próximamente en compañía de tu familia y amigos. Recuerda que nuestro país guarda miles de rincones que fluyen con la naturaleza y son ideales para despejarte y vivir momentos de descanso y gratas experiencias.