Tijuana: mitos sobre el origen de su nombre

Tijuana, el origen del nombre del estado fronterizo.

431
Tijuana: mitos sobre el origen de su nombre
Foto: Gautam Krishnan/Unplash

Tijuana, Baja California, es una de las ciudades más pobladas de la República Mexicana y con mayor afluencia de personas debido a su condición de zona fronteriza, ya que por aquí pasan constantemente las personas que van y vienen a Estados Unidos.

A diario circulan por aquí aproximadamente 300 mil personas que pasan por el cruce fronterizo de Tijuana – San Diego. Sin embargo, ¿sabes cuál es el origen de su nombre y por qué se llama así? Es probable que no, por esa razón te diremos cómo surgió.

Te podría interesar: Carretera Escénica Tijuana-Ensenada: un road trip digno de postal

Historia y fundación

Lo que hoy es Tijuana pertenecía en el siglo XIX a la circunscripción territorial de la Misión de San Diego, provincia de la Alta California. Para febrero de 1888, Tijuana fungía como comisaría municipal, dependiente del municipio. La fecha oficial de su fundación data del 11 de julio de 1889.

Toponimia

De acuerdo con al INAFED, el nombre de la ciudad, y del municipio, se debe a la contracción de la palabra Tía-Juana, que se refiere al nombre de la ranchería “La Tía Juana” que existía en la primera mitad del siglo XIX.

Mitos sobre el origen del nombre Tijuana

La Tía Juana

Una de las leyendas asegura que existió una mujer conocida como la Tía Juana, la cual vivía en la parte baja de Los Álamos. Su popularidad era mucha, ya que era una señora altruista que gustaba de ayudar a los viajeros que transitaban por la región o que tenían dificultades.

Doña Juana de la Peña

Otra versión versa sobre Doña Juana de la Peña, marquesa de Villapuente, España, la cual habría sido una de las primeras españolas en llegar a Baja California dentro de una misión evangelizadora de la Orden de las Clarisas Capuchinas.

Cuando su hermano, Adolfo, llegó a la ciudad, fundó una ranchería a la que bautizó como Tía Juana, misma que le fue regalada a su hermana. Doña Juana de la Peña utilizó este inmueble para dar hospedaje a los viajeros y para educar eclesiásticamente a los lugareños de los pueblos originarios. Desafortunadamente murió en 1769.

Te podría interesar: Tijuana: arma tu propia Ruta de la Cerveza en esta ciudad de Baja California

La relación con los kumiai

Una versión más dice que los nativos de las tribus kumiai iban a la Misión de San Diego a recibir el bautizo y otros sacramentos, y al ser cuestionados por los sacerdotes sobre su lugar de procedencia, ellos señalaban con la mano que provenían de “Tijuan o Ticuan“, que en su lengua significa “Cerro Tortuga“.

A partir de 1909 aparece en documentos la palabra Tía Juana, refiriéndose al poblado, y fue hasta mediados del siglo XX cuando se eliminó la letra “A”, quedando únicamente como Tijuana.

Historias en video



En Vivo