Descubren la casa donde vivió Jesucristo durante su infancia

El hogar se construyó al interior de una cueva, donde además se encontró cerámica utilizada por las familias judías de la época

474
Descubren la casa donde vivió Jesucristo durante su infancia
Thomas B/Pixabay

Los restos de la que fuera la vivienda de Jesucristo se hallaron a finales del siglo XIX, cuando aún era niño, pero la idea de que perteneciera al Mesías fue desechada por sus investigadores en la década de 1930, debido a que no tenían cómo comprobar el suceso. 

Teoría que fue retomada por el arqueólogo británico Ken Dark, quien en la actualidad asegura contar con pruebas sólidas que identifican a estas ruinas del siglo I como el lugar donde vivió Jesucristo durante su infancia.

La noticia se dio a conocer en el periódico The Times, en el cual se especifica que los restos se ubican bajo el Convento de las Hermanas de Nazaret, en la ciudad israelí. El tema se puso de nuevo sobre la mesa gracias al libro de Dark, en el cual explica que Jesucristo creció con María y José en este sitio.

El libro lleva por título The Sisters of Nazareth Convent: A Roman-Period, Byzantine and Crusader Site in Central Nazareth (Convento de las Hermanas de Nazaret: un sitio de la época romana, bizantina y cruzada en el centro de Nazaret).

Te puede interesar: Xacobeo 2021: para disfrutar Galicia todo el año

Templos religiosos sobre la casa de Jesucristo 

Son 14 años de investigación y trabajo de campo publicados en este ejemplar, en el cual se aclara que la vivienda se adaptó en una cueva natural, que contaba con dos pisos de varias estancias, donde además había almacenes alrededor de un patio y en la azotea se tenía una terraza.

Bajo esta perspectiva, Dark considera que para construir el hogar de Jesucristo, su padre utilizó un tekton que, de acuerdo con los evangelios griegos, era el nombre que se le daba a la profesión de José. Además, en su interior el arqueólogo encontró cerámica que usaban familias judías de la época.

En su obra, también describe las etapas por las que ha pasado este lugar, que durante el periodo romano se se convirtió en canteras y necrópolis. Posteriormente, se levantó una iglesia-cueva, la cual quedó bajo otro templo considerado el más grande en Nazaret hasta el siglo VII.

“Quien la construyó, conservando la casa y probablemente venerándola en su cripta, debe haber pensado que era un enclave bastante significativo en términos religiosos”, asegura el arqueólogo.

Historias en video



En Vivo